En la Capellanía de la Base  Antártica Esperanza se está construyendo el campanario de la Capilla San Francisco de Asís, la cual es la más antigua de la Antártida.

La Capilla, establecida el 18 de febrero de 1976 no tenía campanario, por lo que todo el personal de la base está trabajando conjuntamente para fabricarle uno de metal, con la particularidad de que por la posición geográfica  va a ser el campanario más austral de todo el mundo.

Compartimos con nuestros lectores algunas fotografías que nos envió el Padre Guillermo Conti del trabajo conjunto del personal, de la motivación y el espíritu que acompaña esta obra.