En la mañana del viernes 4 de marzo, se celebró en la Capilla Sagrado Corazón de la Región 1 de Gendarmería Nacional, una Santa Misa por la Misión Castrense que tuvo lugar durante la semana.

Monseñor Pedro Candia, Administrador Diocesano de nuestro Obispado presidió la celebración y concelebraron el Padre Rubén Bonacina, Capellán Mayor de Gendarmería, el Padre Marcelo Mora, Capellán Castrense de la Región y el Padre Luis María Berthoud, Capellán Castrense de la Armada, a cargo de la Pastoral Vocacional. En la celebración, Monseñor Candia bendijo el bastón de mando que luego entrego al Comandante General Domingo Irrutia.

Estuvieron presentes autoridades y personal de los distintos destacamentos y escuadrones que componen la Región.

Durante la Misión, nuestros Seminaristas, acompañados por los Diáconos Sergio Danielis y Francisco Roverano, recorrieron las diferentes unidades que componen la Región, hablándole al personal sobre el sentido de la cuaresma y sobre lo que significa el Año de la Misericordia.