En la mañana de ayer, se realizó en la Casa Religiosa “Santa Teresa de Jesús” de las Hermanas Pobres Bonaerenses de San José en el Hospital Militar Central, la IV Jornada de Religiosas Castrenses.

Estuvieron presentes las religiosas de las comunidades “Hermanas Pobres Bonaerense de San José” (Hospital Militar Central), “Hermanas Servidoras del Señor y la Virgen de Matará” (Hospital Militar de Campo de Mayo), “Congregación Marta y María” (Hospital Militar de Córdoba) y “Hermanas de Caridad de Santa María” (Hospital Naval de Puerto Belgrano).

El Padre Oscar Naef, Capellán Mayor del Ejército, pronunció unas palabras de bienvenida y el Padre Bernardo Conte-Grand, Capellán Castrense de la Agrupación de Comunicaciones 601, brindó una charla sobre el poder comunicativo de la misericordia en la evangelización.

Seguidamente, en el marco de la solemnidad del nacimiento de San Juan Bautista, tuvo lugar la celebración de la Santa Misa Jubilar por la Jornada, la cual fue presidida por Monseñor Pedro Candia, Administrador Diocesano del Obispado Castrense. Concelebraron el Padre Oscar Naef; el Padre Diego Tibaldo, Capellán Mayor de la Prefectura Naval; el Padre Bernardo Conte-Grand, el Padre Walberto Morales, Capellán Castrense del Barrio Militar “Grl Deheza” y Monseñor Luis Ferrari, Coordinador de la Comisión de Pastoral de la Salud.

Finalizada la Misa, todos compartieron un café y luego tuvo lugar la disertación del Padre Morales sobre la salida al encuentro del enfermo a través de los gestos y obras de misericordia.

Después del taller de intercambio pastoral y la visita al Santísimo, culminaron la jornada con un almuerzo fraterno.