El 13 de mayo se realizó una Misa por la Promoción XXIV de Oficiales de Gendarmería “Cte My (VGM) D Jorge Enrique San Emeterio”, con motivo de celebrar los 50 años de su  ingreso a la Fuerza.

La misma fue celebrada en el salón “Presidente Ortiz” del Edificio Centinela y fue presidida por el  Padre Rubén Darío Bonacina, Capellán Mayor de Gendarmería.

Estuvieron presentes integrantes de la Promoción, acompañados por familiares y amigos. Además, contaron con la presencia del Secretario General, el Comandante General Sergio Marcelo González.

En su homilía, el Padre Rubén destacó las experiencias recibidas y las bendiciones de Dios recibidas por la promoción. Además pidió para que aquellos que ya no están entre ellos, estén en la gloria.

“Dios los ha protegido y tuvieron que demostrar fuerza física y espiritual. La vocación de servicio  no sabe medir sacrificios, ni riesgos. Por eso recordamos cada año a ellos, por la entrega del sacrificio.”, añadió el Capellán Mayor. “Pidamos a Dios, por intersección de la Virgen de Fátima, que sepamos vivir cada día, que nos ayude la memoria de lo que hemos vivido y hecho; y pidamos perdón por nuestros errores” continuó diciendo.

Concluyó su homilía invocando al Señor su bendición sobre los presentes para que los recompense por los 50 años de vocación.

Finalmente, el Padre Rubén Bonacina procedió a la bendición de unas medallas de la Virgen de Luján, que posteriormente fueron entregadas a cada uno de las personas presentes.