En este nuevo año que comienza rogamos que Nuestro Señor Jesucristo nos colme con su infinito amor misericordioso y salgamos a su encuentro con nuestros corazones abiertos a recibir su Gracia.
Feliz Año Nuevo!