Compartir |
  
No tengo dudas que Dios me pide esta nueva responsabilidad a través de la voluntad del Obispo

Chile | Por qué la Virgen del Carmen está vinculada con el Bicentenario de Maipú

obcastrensearg_medalla virgen del carmenChile | Por qué la Virgen del Carmen está vinculada con el Bicentenario de Maipú, la Patrona de Chile, tiene de por sí un pleno protagonismo en la Batalla de de Maipú, dónde la victoria de aquél 5 de abril de 1818 cimentaba la independencia de nuestro país hermano. Por aquel entonces, en pleno desarrollo del proceso de su libertad, el ejército chileno se encomendó a la Virgen del Carmen, para que ella intercediera ante el avance de las tropas realistas.

Cuenta la historia, que el propio Gral. O´Higgins, a raíz de la protección recibida por la Virgen prometió levantar una iglesia en su honor, en el mismo escenario donde se libró la batalla de Maipú. Es así, como el padre de la patria chilena, Bernardo O’Higgins inicia la construcción del templo a la Virgen del Carmen en 1818, pero no terminó hasta 1974.

El actual Santuario a Nuestra Sra. Virgen del Carmen, fue inaugurado con su actual estructura y con el nombre de Templo Votivo de Maipú, esto se debe a los votos que hizo el Ejército de Chile a la Virgen patrona. La Santísima Virgen del Carmen es invocada en Chile como, Reina y Madre de Chile, Patrona y Generala Jurada de las Fuerzas Armadas y de Orden. Títulos que son fruto del reconocimiento especial de la protección de la Madre de Dios a lo largo de la historia chilena.

Por tal motivo, nuestro Obispo Castrense de Argentina, Mons. Santiago Olivera, encargo la confección de la medalla conmemorativa, la cual porta la imagen de la Santísima Virgen del Carmen.  La misma lleva la leyenda de, Obispado Castrense de Argentina, 200° Aniversario de la Batalla de Maipú, portando en el centro la imagen de la Virgen del Carmen.

El presente, fue entregado por Mons. Olivera al Obispo Castrense de Chile, Mons. Santiago Silva Retamales, en la tarde del miércoles 4 de abril, a pocos minutos del inicio del inicio de los festejos por el Bicentenario. Es de resaltar, que los mismo concluirán este jueves 5 de abril, donde también se espera la visita, no solo del presidente de Chile, Piñera, sino también el de nuestro Presidente Macri, autoridades militares de ambos países, autoridades eclesiásticas e invitados de España.-


Chile | Mons. Olivera entregó una medalla de la Virgen del Carmen al Obispo Castrense Mons. Silva Retamales

obcastrensearg_mons olivera y mons. silva retamalesChile | Mons. Olivera entregó una medalla de la Virgen del Carmen al Obispo Castrense Mons. Silva Retamales, a pocas horas de su arribo al país trasandino, nuestro Obispo Castrense de Argentina, obsequió la distinción, en nombre de su Diócesis.  Fue en la sede del Obispado Castrense chileno, a pocos minutos de iniciar su participación en el desfile cívico militar, dónde desde las 18 horas (hora de Chile), se espera la participación más de dos mil personas, que pertenecen a la propia comunidad local, organizaciones sociales y militares.

Al momento de la entrega del presente a Mons. Santiago Silva Retamales, Mons. Santiago Olivera señaló, es una alegría estar aquí recordando los 200 años de la Batalla de Maipú, un símbolo y cimiento de la independencia, dos siglos de un trabajo común de los pueblos hermanos de Argentina y Chile, de San Martín y O´Higgins. Al término del desfile, nuestro Obispo Castrense, participará junto a su par de Chile, invitados por el Ejército chileno de una velada de honor, donde también participará el Sr. Jefe del Estado General del Ejército, Claudio Ernesto Pasqualini y su Sra. esposa.

Mientras tanto mañana, Mons. Olivera asistirá al Te Deum Ecuménico, la ceremonia será también en el Santuario Nacional de la Virgen del Carmen, en Maipú, estuvo presidida por el Arzobispo de Santiago, Cardenal, Ricardo Ezzati.-

obcastrensearg_medalla virgen del carmen

 

Le puede interesar:

CHILE | POR QUÉ LA VIRGEN DEL CARMEN ESTÁ VINCULADA CON EL BICENTENARIO DE MAIPÚ


Mons. Olivera ya está en Chile para participar del Bicentenario de la Batalla de Maipú

obcastrensearg_mons olivera mons silva retamales 00Mons. Olivera ya está en Chile para participar del Bicentenario de la Batalla de Maipú, tal como lo habíamos informado, nuestro Obispo Castrense de Argentina, fue invitado por su par chileno, Mons. Silva Retamales, e integra la delegación oficial de invitados. El festejo se desarrollará en doble jornada, hoy inician los actos conmemorativos en la comuna de Maipú, Chile, donde asistirá el Sr. Presidente del país hermano, Sebastián Piñera, autoridades eclesiásticas y militares de ambos países (Argentina y Chile).

Mons. Olivera, arribaba al Aeropuerto Internacional de Santiago de Chile, a las 15:15 horas (hora de Chile), procedente de Buenos Aires, Argentinaen un vuelo de la aerolínea de bandera nacional.  Allí, fue recibido por el propio Obispo Castrense de Chile, Mons. Santiago Silva Retamales, quien tuvo la deferencia de ir a buscarlo, para luego juntos, trasladarse a Maipú.

En aquella localidad, llegarán hasta el Santuario Nacional de la Virgen del Carmen, Patrona de Chile, el mismo escenario religioso que usara, el propio Papa Francisco en enero último, cuando visitara en gira Apostólica América del Sur y donde tuvo lugar su encuentro con los jóvenes. Para hoy, los actos centrales tienen reservado un desfile cívico militar, dónde desde las 18 horas (hora de Chile), se espera el cruce de más de dos mil personas, que pertenecen a la propia comunidad local, organizaciones sociales y militares.-


Ya salió Edificar del mes de Abril

obcastrensearg_edificar abrilYa salió Edificar del mes de Abril, la nueva edición trae consigo el mensaje de nuestro Obispo Castrense de Argentina, Mons. Santiago Olivera, dónde podrán contar con la homilía de la Misa Crismal y también con parte de su mensaje al momento de su inicio Pastoral. En Edificar, también podremos profundizar sobre, “La Eucaristía en un campo de reeducación”, encontrarán un pormenorizado estudio del Cardenal Nguyen van Thuan.

En el estudio, podremos aprender de la experiencia del Cardenal, cuando en 1975 fue arrestado en Vietnam, por el régimen comunista, acusado de ser fruto de un complot entre el Vaticano y los imperialistas para organizar la lucha contra ellos. Desde ese momento, el Cardenal Nguyen Van Thuan nos cuenta, en la prisión, sentía latir en mi corazón el corazón de Cristo. Sentía que mi vida era su vida, y la suya era la mía. “La Eucaristía se convirtió para mí y para los demás cristianos en una presencia escondida y alentadora en medio de todas las dificultades.

Y como siempre, podrán leer noticias sobre la comunión, conoceremos quienes se incorporaron al Obispado Castrense de Argentina y quienes emprendieron nuevas labores pastorales en otras Diócesis. Por último podrán contar con la “Secuencia Pascual”, donde podremos leer parte de la Liturgia.-

 

Clicando en EDIFICAR podrá descargar archivo PDF. 

 


Papa Francisco | Déjense aumentar por el poder del Espíritu, después de recibir el Cuerpo y la Sangre de Cristo

obcastrensearg_papa francisco audiencia 04-04-18Papa Francisco | Déjense aumentar por el poder del Espíritu, después de recibir el Cuerpo y la Sangre de Cristo, la exclamación la dio en la audiencia general de esta mañana, en Plaza San Pedro, donde el Santo Padre se reunió con grupos de peregrinos y fieles de Italia y de todo el mundo.

En su discurso, el Papa concluyó el ciclo de catequesis sobre la Santa Misa, centrando su meditación en los Ritos de conclusión. Después de resumir su catequesis en varios idiomas, el Santo Padre dirigió algunas expresiones de saludo a los grupos de fieles presentes.

La Audiencia General terminó con el canto del Padre Nuestro y la Bendición Apostólica.

A continuación el texto completo del Santo Padre Francisco:

Queridos hermanos y hermanas, buenos días y ¡Feliz Pascua!

Vez que hoy hay flores: las flores dicen alegría, alegría. En algunos lugares, la Pascua también se llama “florida Pascua”, porque el Cristo resucitado florece: es la flor nueva; nuestra justificación florece; la santidad de la Iglesia florece. Por esta razón, muchas flores: es nuestra alegría. Celebramos Semana Santa toda la semana, toda la semana. Y para esto nos damos, una vez más, a todos nosotros, el deseo de “Feliz Pascua”. Digamos juntos: “Feliz Pascua”, ¡a todos! [Respuesta: "¡Feliz Pascua!"]. También me gustaría que diéramos una Feliz Pascua, porque era obispo de Roma, al amado Papa Benedicto, que nos sigue por televisión. Al Papa Benedicto, todos damos Feliz Pascua: [dicen: "¡Feliz Pascua!"] Y un gran aplauso.

Con esta catequesis se concluye el ciclo dedicado a la misa, que es sólo una conmemoración, pero no sólo como un recuerdo, que vivimos de nuevo la pasión y resurrección de Jesús. La última vez que nos condujo hasta la comunión y la oración después de la comunión; después de esta oración, la Misa concluye con la bendición del sacerdote y el permiso del pueblo (ver Orden general del Misal Romano, 90). Como comenzó con la señal de la cruz, en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, todavía está en el nombre de la Trinidad que la Misa está sellada, es decir, la acción litúrgica.

Sin embargo, sabemos que mientras la misa finaliza, se abre el compromiso del testimonio cristiano. Los cristianos no van a Misa para hacer una tarea semanal y luego se olvidan, no. Los cristianos van a Misa para participar en la Pasión y la Resurrección del Señor y luego vivir más como cristianos: se abre el compromiso del testimonio cristiano. Dejamos la iglesia de “ir en paz” para traer la bendición de Dios en la vida cotidiana, en nuestros hogares, en el trabajo, incluyendo la ocupación de la ciudad terrena, “glorificando al Señor con nuestras vidas.” Pero si salimos de la iglesia hablando y diciendo: “miren esto, miren eso…”, con la lengua larga, la misa no ha entrado en mi corazón. ¿Por qué? Porque no puedo vivir el testimonio cristiano. Cada vez que salgo de misa, tengo que salir mejor de lo que ingresé, con más vida, más fuerza y ​​más deseo de dar testimonio cristiano. A través de la Eucaristía, el Señor Jesús nos entra en nuestro corazón y en nuestra carne, por lo que podemos “expresar en la vida del sacramento recibido en la fe” (Misal Romano, Collect de la Octava de Pascua lunes).

De la celebración a la vida, por lo tanto, conscientes de que la Misa encuentra satisfacción en las elecciones concretas de aquellos que están involucrados en la primera persona en los misterios de Cristo. No debemos olvidar que celebramos la Eucaristía para aprender a ser hombres y mujeres eucarísticos. ¿Qué significa esto? Significa dejar que Cristo actúe en nuestras obras: que sus pensamientos son nuestros pensamientos, nuestros sentimientos, nuestras elecciones, nuestras elecciones. Y esto es santidad: hacer lo que Cristo hizo es la santidad cristiana. San Pablo expresa esto precisamente, hablando de su asimilación a Jesús, y así dice: “He sido crucificado con Cristo, y ya no vivo, pero Cristo vive en mí. Y esta vida que vivo en el cuerpo, vivo en la fe del Hijo de Dios, quien me amó y se entregó a sí mismo por mí “(Gal 2: 19-20). Este es un testimonio cristiano. La experiencia de Pablo también nos ilumina en la medida en que mortificamos nuestro egoísmo, para que podamos matar a cuanto se opone al Evangelio y el amor de Jesús, que crea en nosotros un mayor espacio para el poder de su Espíritu. Los cristianos son hombres y mujeres que se dejan engrandecer por el poder del Espíritu Santo, después de recibir el Cuerpo y la Sangre de Cristo. Deja que tu alma se agrande! No, estas almas tan pequeñas y cercanas, pequeñas, egoístas, ¡no! Amplias almas, grandes almas, con grandes horizontes… Déjense aumentar por el poder del Espíritu, después de recibir el Cuerpo y la Sangre de Cristo.

Dado que la presencia real de Cristo en el Pan consagrado no termina con la misa (cf. Catecismo de la Iglesia Católica, 1374), la Eucaristía se mantiene en el tabernáculo para la comunión a la adoración enfermos y silenciosa del Señor en el Santísimo Sacramento; de hecho, el culto eucarístico fuera de la misa, ya sea en forma privada o comunitaria, nos ayuda a permanecer en Cristo (cf. ibid., 1378-1380).

Los frutos de la Misa, por lo tanto, están destinados a madurar en la vida cotidiana. Podemos decirlo así, un poco ‘forzando la imagen: la Misa es como el grano, el grano de trigo que luego en la vida ordinaria crece, crece y madura en buenas obras, en actitudes que nos hacen parecer a Jesús. por lo tanto, están destinados a madurar en la vida cotidiana. En verdad, al aumentar nuestra unión con Cristo, la Eucaristía refresca la gracia que el Espíritu ha dado a nosotros en el bautismo y la confirmación, con el fin de ser creíble nuestro testimonio cristiano (ibíd., 1391-1392) .Ancora, encender en nuestros corazones el amor de Dios, la Eucaristía, lo que hace? Nos separa del pecado: “Cuanto más compartimos la vida de Cristo, a progresar en su amistad, tanto más difícil es separarnos de Él por el pecado mortal” (ibíd., 1395) .El método ordinario banquete eucarístico renueva, fortalece y profundiza el enlace con la comunidad cristiana a la que pertenecen, de acuerdo con el principio de que la Eucaristía hace la Iglesia (cf. ibíd., 1396), todo finalmente nos une, participando en la Eucaristía cometido hacia los demás, especialmente los pobres, nos enseña a pasan de la carne de Cristo a la carne de los hermanos, en la que espera ser reconocido por nosotros, servido, honrado, amado (cf. ibíd., 1397). Portando la unión con Cristo tesoro en vasos de barro (2 Cor 4 , 7), necesitamos constantemente para volver al santo altar, hasta que, en el paraíso, saborear plenamente la felicidad de las bodas del Cordero (Ap 19,9). Roguemos al Señor por el redescubrimiento de la santa misa viaje quien nos tiene donados para lograr juntos, y seamos atraídos con renovada fe a este encuentro real con Jesús, quien murió y resucitó por nosotros, nuestro contemporáneo. Y que nuestra vida siempre ha sido “florecida” como la Pascua, con las flores de la esperanza, de la fe, de las buenas obras. Que siempre encontremos la fuerza para esto en la Eucaristía, en unión con Jesús. ¡Feliz Pascua para todos!


Otras secciones

Nuestro Obispado necesita fondos para el sostenimiento de sus seminaristas, para lo cual contamos solamente con su generosidad.

Eventos

  • No hay eventos.

Recientes

Descargas

Buscar

Etiquetas

Obispado Castrense de Argentina Mons. Santiago Olivera Gendarmería Nacional Argentina Base Naval Puerto Belgrano Papa Francisco Capellán Mayor del Ejército Ejército Argentino Santa Sede Capellán Mayor de la Armada Prefectura Naval Argentina Fuerza Aérea Argentina Armada de la República Argentina

Estamos en FACEBOOK


Síguenos en Twitter

Secciones


Noticias externas


Ejercito Argentino Fuerza Aerea ArgentinaArmada Argentina
Gendarmería Nacional ArgentinaPrefectura Naval Argentina

Av. Comodoro Py 1925 (C1104AAM) Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Tel:(+54 11) 4311-9113 / 7431 Fx: 4311-4081 Email:

Desarrollo: PLNCTON