ARA San Juan | El martirio no se elige, es una Gracia concedida y ellos tienen la Gracia de estar donde eligieron estar, la reflexión le pertenece a Jorge Bergallo, quien fuera Comandante del ARA San Juan y de la Fraga Libertad, su hijo Jorge Ignacio, es uno de los Tripulantes del ARA San Juan. Jorge, es padre del Capitán de Corbeta, Jorge Ignacio Bergallo uno de los 44 Tripulantes del ARA San Juan, en algún momento declaraba sobre lo sucedido con la nave Argentina, lo vivido por su familia con su hijo y lo que siente como hombre de la gran familia naval.

En la producción desarrollado por Post Mendoza, se escucha solo la voz de Jorge Bergallo padre, mientras una serie de fotos van entremezclando su relato y enseñanza de vida. A continuación compartimos textual el vídeo mensaje:

“Como militar me quedo con la parte positiva, estos 44 tipos estaban navegando, estaban haciendo lo que eligieron hacer, y estaban prestando un servicio que el país necesita y que ellos se ofrecieron a darlo, y ese sacrificio fue póstumo, o fue total, pero ellos sabían eso, y lo eligieron, y lo asumieron y es un ejemplo para todos (…) para 44 millones de personas.

Es un ejemplo de Marinos y Militares que a veces perdemos conciencia y noción de por qué somos marinos y por qué somos militares y de los riesgos que eso implica. El martirio no se elige, es una Gracia concedida y ellos tienen la Gracia de estar donde eligieron estar, de estar en su salsa, en su medio que es el mar y estar en Patrulla Eterna, ahí hundidos como mojón, como hito, como los 300 Espartanos.

Ellos, 44, están ahí para marcarnos a todos (…) algo, y tenemos que verlo como sociedad, tenemos que verlo como país y tenemos que verlo como marina o como Fuerzas Armadas, ojalá que sirva su sacrificio, su entrega, para hacer un país mejor (…), para hacer una Marina mejor (…), para hacer una política mejor, yo me quedo con el sacrificio de esos camaradas míos, que algunos conocí, hijos de amigos, es alumnos (…), y me quedo íntimamente con la alegría de saber que se les concedió la Gracia del martirio que ellos eligieron, y me quedo también con lo positivo, que es que todavía hay un montón de tipos, en este caso 44 que dan todo por la país.

Y tal vez esto sirva para que el país redescubra lo que tiene en mucha gente olvidada, postergada y oculta.

En la Batalla de Jutlandia, que fue una gran batalla entre la flota Alemana y la Flota Inglesa en la primera Guerra Mundial, un Almirante Alemán en el homenaje a los caídos de su Flota dijo algo que a mí siempre me gustó recordar: “No llevo flores a la tumba de un marino, llevo un trozo de sal que es fruto del mar, y es su destino”

Yo llevo sal y brindo por los 44 que se nos fueron al mar (…)”.

2 comentarios

  1. Sabias palabras del ibispo castrense.Por otra parte valoro todas las manifestaciones realizadas en memoria de lis 44 héroes que ofrecieron voluntariamente sus vidasen beneficio de nyestra Patria.

  2. Muchas gracias Sr. Ovispo y muchas gracias tambien al Sr. Comandante Bergallo, sus palabras, reconfortan dentro de tanto dolor. El mejor homenaje es no olvidarlos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *