Buenos Aires | Gendarmes y familia realizaron Retiro de Cuaresma en Campo de Mayo, el mismo inició en la mañana de hoy, promediando las 8 de la mañana, concluyendo a las 17 horas del sábado 23 de marzo. Reunidos en el Comando de Región I de GNA (Gendarmería Nacional Argentina) de Campo de Mayo, provincia de Buenos Aires, los asistentes fueron protagonistas de la Jornada de Reflexión Personal y Familiar “Retiro Espiritual de Cuaresma”.

Organizado por la Capellanía Mayor de GNA, presidió el propio Capellán Mayor de GNA, Padre, Jorge Massut, quien estuvo acompañado por los Capellán Región I GNA,  Padre, Daniel Díaz, y el Capellán GNA de la Escuela Gral. Güemes, Padre, Ricardo González. El encuentro, se desarrolló en 5 puntos clave, donde se pudo profundizar en, Peregrinación Espiritual en Cuaresma; Dios nos mira siempre amándonos y nos ama siempre buscando nuestro bien; Dios quiere unirse a nosotros porque nos ama; El Bautismo nos hace “Discípulos Amorosos”; y La Cuaresma es un tiempo “Eucarístico”.

Entre las enseñanzas, destacamos el aprendizaje sobre comprender de que, “la cruz de Cristo no es una mera imagen, o un tema para reflexionar, sino que tiene rostros muy concretos, muy cercanos”. Logrando entender que debemos, “contemplar a los nuevos crucificados, colaborar con ellos en la superación de su pobreza y marginación, nos llevaría a poner en práctica el mandamiento más importante ‹‹Amar a Dios y a nuestro prójimo como a nosotros mismos››”.

También se estudió, sobre el verdadero sentido de la Cuaresma que estamos celebrando, al respecto, se señaló, “(…) no puede reducirse al ámbito de lo individual, sino que debe celebrarse en el plano familiar. La familia, como iglesia doméstica, nos puede ayudarnos a vivir plenamente la Cuaresma, compartiendo nuestros propósitos, buscando vivir el espíritu cuaresmal de preparación hacia la Pascua”.

Avanzando, los Gendarmes junto a sus familias, aprendieron también sobre que, “ser discípulos de Nuestro Señor exige seguirlo no sólo en las buenas, en los milagros, en la multiplicación de panes o al transformar el agua en vino, sino también en las malas, cargando la Cruz, exige de nosotros una permanente actitud de conversión”. Teniendo en cuenta que, “la conversión es una actitud constante de la vida del cristiano, que sabiéndose amado busca cada día amar más y mejor a Dios y a sus hermanos a través de todos los actos de su vida”.

Respecto del Bautismo, los asistentes al Retiro Espiritual de Cuaresma, aprendieron que mismo, “(…) nos hace cristianos, nos injerta en la vida de Crista, pero también nos hace participes de su Misión, nos unge con las misiones de Cristo Sacerdote, Profeta y Rey, nos transforma en discípulos misioneros, de Jesucristo: Camino, Verdad y Vida”. Comprendiendo que, ‹‹ser cristiano no es otra cosa que ser seguidor de Cristo, pisar sus mismas huellas››”.

En final del Retiro, se dialogó sobre la Cuaresma es un tiempo de Eucaristía, aprendiendo que, Cristo llega a la Eucaristía para darnos su amor, para entregarse Él mismo como Pan Vivo y de ella sale el amor de la Iglesia a todas las personas, en especial, a los alejados y marginados”. Dejando en claro qué, “la Eucaristía nos exige que, así como nos alimentamos en ella del banquete de la Palabra, debemos ser capaces de alimentar a los demás con nuestra predicación, basada en el ejemplo más que en los discursos. La liturgia eucarística nos lleva a aprovechar la reflexión sobre la Palabra de Dios, los cantos, las moniciones, las lecturas y la homilía del celebrante”.-

previous arrow
next arrow
previous arrownext arrow
Slider

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *