Buenos Aires | Señor, que en cada rincón de nuestra escuela sintamos tu presencia que nos invita a la unidad y la fraternidad, es parte de la invocación religiosa efectuada por nuestro Capellán de la Armada Argentina, Padre Luis Luna. La oración fue brindada en el medio día de ayer, martes 19 de marzo, en el acto de inicio de ciclo lectivo de la Escuela de Aprendices, en el patio cubierto de la ESTT (Escuela de Técnicas y Tácticas Navales), Puerto Belgrano, provincia de Buenos Aires.

Presidió la ceremonia, el Sr. Director de la ESTT, Capitán de Navío, Marcelo Leonard, quien estuvo acompañado por personal militar y civil y docentes de la institución. Luego de la entonación de nuestro Himno Nacional Argentino y el Himno a Punta Alta, el Padre Luis Luna realizó la invocación religiosa, donde pidió por los nuevos alumnos y rogó a Dios nuestro Señor, pidiendo su Gracia y cuidado.

A continuación compartimos con ustedes la Invocación Religiosa del Capellán de la Armada Argentina, Padre Luis Luna:

Oración para iniciar el año escolar

Aquí estamos Señor, dispuestos a comenzar este nuevo curso que hoy pones en nuestras manos, para crecer en responsabilidad, en sabiduría, y sobre todo en fraternidad.

Venimos con el corazón dispuesto a vivir como hermanos que siendo diferentes estamos unidos por un mismo ideal. Queremos avanzar a la luz de los Valores que tú mismo has colocado en nuestras manos. Ayúdanos a caminar en búsqueda del conocimiento que nos permita crecer para alcanzar nuevos objetivos.

Que en cada página que investiguemos, podamos descubrir tu grandeza y tu generosidad.

Que en cada rincón de nuestra escuela sintamos tu presencia que nos invita a la unidad y la fraternidad.

Danos la gracia de respetarnos sin desconocer que las diferencias constituyen nuestra riqueza y nos permiten valorar la individualidad en cada uno de nuestros compañeros.

Señor que nuestra alegría sea auténtica y sincera y que sepamos vivir en solidaridad cuando algún compañero pase por un momento difícil.

Que podamos ser testimonio de verdad y sinceridad, y que la mentira nunca tenga cabida en nuestras aulas.

Señor te pedimos que guíes y acompañes nuestros pasos; aleja de nosotros cualquier peligro que pueda dañarnos en el cuerpo o en el alma.

Danos la Gracia de ser fieles al proyecto de nuestra institución y que cada día en este curso sea espacio para hacer el bien, y un escalón para acercarnos a Ti.

Bendícenos y protégenos.

previous arrow
next arrow
previous arrownext arrow
Slider

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *