CABA | Con la emoción del cielo y el cobijo de cientos de fieles, Ntra. Sra. de Luján arribó a la Catedral Castrense, la imagen de nuestra Madre que estuvo en las Islas Malvinas, arribaba minutos después de las 6 de mañana a nuestro país. Por momentos, el cielo plomizo, dibujaba entre sus nubes una ventana de luz que dejó atravesar por algunos minutos los rayos del sol que junto a la lluvia se manifestaban presente.

Luego de desembarcar, nuestros hermanos de la PSA (Policía de Seguridad Aeroportuaria) acompañaron al Obispo Castrense de Argentina, Mons. Santiago Olivera hacia el sector de recepción privado, donde se preparó a nuestra Madre recién llegada de Roma. Luego fue el momento de recorrer el Hall Central del aeropuerto, donde Mons. Olivera portando en mano a Ntra. Sra. de Luján iniciaba sus primeros pasos en el territorio nacional.

Muchos pasajeros de la estación aérea se vieron sorprendidos por la devoción de quienes, desde horas muy temprana, esperaban la Virgen, aplaudiendo su llegada, se emocionaron y acompañaron a la Madre que era trasladada por Mons. Santiago Olivera. El primer contacto, ya en tierra argentina, fue la presentación en la Sala de Conferencias Malvinas Argentinas, de Aeropuerto Argentino 2000, quien facilitó sus dependencias para atender a la prensa nacional.

En su encuentro con la prensa, Mons. Olivera agradecía en primer lugar al Grupo La Fe del Centurión, quienes impulsaron toda esta misión desde el inicio, seguidamente, agradecía al Gobierno Nacional, a la Secretaría de Relaciones Exteriores y Culto, a Cancillería, a Aeropuertos Argentina 2000, a Aerolíneas Argentinas tanto a sus empleados en tierra como personal de abordo, a las Fuerzas Armadas y Fuerzas Federales de Seguridad y a las Hermanas Pobres Bonaerenes en Roma, por toda la labor prestada para poder concretar el retorno de nuestra Madre al país. Luego, fue el momento de escuchar al Padre Vicente Martínez Torrens, quien contó su experiencia en la guerra, como fuer su labor pastoral y también nos contó sobre todo lo vivido respecto del retorno al Argentina de Ntra. Sra. de Luján.

Al concluir el encuentro con la prensa, efectivos de la Agrupación Alacrán de GNA (Gendarmería Nacional Argentina), esperaba a nuestra Madre y al Obispo Castrense de Argentina para ser trasladados hasta la Catedral Castrense de Argentina. Mientras tañían las campanas de la Catedral, anunciando el arribo de Ntra. Sra. de Luján, una cortina de lluvia revelaba la emoción del cielo al verla llegar a la sede de nuestra Diócesis Castrenses, mientras las palmas resonaban y las lágrimas de todos cubrían nuestras mejillas, acompañábamos con la mirada la llegada de la Virgen trasladada por Mons. Olivera ingresando a la Catedral.

Silencio, alegría, lágrimas, un sinfín de sentimientos se enlazaban al verla alumbrada por la luz de su presencia, donde uno a uno, los presentes asistían a darle la bienvenida, a dar Gracia por su retorno, luego de ellos, iniciaba la celebración de Santa Misa. En sus palabras, al finalizar la Eucaristía, el Obispo Castrense de Argentina, señalaba, “aquello que ayer se veía como un retraso en el arribo al país, mientras esperábamos en Roma volver, nos hizo reflexionar y recordar el Milagro”.

Agregando, “nos demoramos porque pensábamos algo grande para su llegada, María que es la humilde esclava del Señor, no quiso hacer alarde y así sencillamente la estamos recibiendo”. En el final, supimos que ya se encuentra programado un especial itinerario que desde hoy tendrá en Peregrinación a la Imagen de Ntra. Sra. de Luján, donde desde las primeras horas de esta tarde, visita a la CEA (Conferencia Episcopal Argentina) en la casa de Retiros, el Cenáculo, en la ciudad de Pilar, en el desarrollo de la Asamblea Plenaria de Obispos.-

previous arrow
next arrow
previous arrownext arrow
Slider

3 comentarios

  1. En la Santa Misa que el Padre Alberto Pita celebró en la Capilla de nuestro Hospital Naval Pedro Mallo, de Buenos Aires, hace cuatro días, nos anunció este evento y participó la posibilidad de ir a recibirla.
    Como Congregante Mariano desde mis 12 años de edad, mucho agradezco al Señor vivir este momento trascendental.
    Dr. Osvaldo Di Ció, pediatra ARA.

  2. Hola, pertenezco a la parroquia Nuestra Señora de Luján de los Patriotas (CABA) y nos gustaría recibir a la imagen de la Virgen para celebrar con ella y las comunidades vecinas esta gran alegría de reencontrarnos.
    Conocemos que nuestra historia como argentinos se gestó de la Unión de la Iglesia y el Ejército y con todos los problemas que tenemos en el país, Malvinas es los que más nos une como pueblo y como hermanos, más allá de cuanta otra diferencia podamos tener.
    Recibir a la imagen de nuestra Madre en su peregrinación sería un honor para nosotros y una oportunidad de contar a todos la historia verdadera relatada por sus propios actores. Sea esto motivo para dejar obrar a Dios en los fieles que se acerquen con tan grato motivo de ver a la Virgen.
    Quedamos a espera de vuestra respuesta.

  3. Escribí una oración que se me ocurrió.No sé si les gusta o no.

    VIRGEN DE LUJÁN DE MALVINAS.

    Virgen de Luján de Malvinas
    mensajera de Paz,unión,fé
    reconciliación,coraje y respeto.
    Protégenos y libéranos de las
    desgracias,del daño y perjuicio.
    Haz que tus fieles tengamos
    buena voluntad para resolver
    problemas pacíficamente
    aún en momentos difíciles
    y ante la adversidad de la vida.
    Amén.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *