Semana Santa | “Él, nos ama hasta el extremo”,  la afirmación fue elegida para el cierra los tres vídeos mensajes, filmados por nuestros Seminaristas Castrenses de Argentina ante la inminente celebración. La misma fue elegida con una especial inspiración, puesto que es emblema de la heráldica de nuestra Diócesis Castrense de Argentina, allí, nuestro Padre y Pastor, Mons. Santiago Olivera, la acuñó como lema Episcopal, pues su deseo es, “tener estos mismos sentimientos de Cristo” (Fil 2,5).

En tal sentido, los Seminaristas, nos expresaron su especial deseo, incentivándonos a primero a, ser conscientes del momento que transitamos, para poder así, seguir a Jesús. Para luego, inspirados en la entrega del Señor, iniciemos ese camino a la Santidad, para que recibamos a Jesús en nuestras vidas.

A continuación compartimos con ustedes en forma textual el vídeo mensaje brindado por los Seminaristas Castrenses de Argentina:

Seminarista Castrense de Argentina de primer año, Atilio Martín Álvarez, “Falta pocos días para celebrar la semana más importante, donde celebramos que Jesús se entregó para salvarnos, Él, nos amó y nos ama hasta el extremo”.

Seminarista Castrense de Argentina, segundo año, Nicolás Rodríguez, “Termina la Cuaresma, pero aún el Señor nos llama en este tiempo propicio, para que volvamos él de todo corazón,  para que muertos al hombre pecador podamos responder su llamada a la Santidad. Podamos seguir a este Jesús que muere por nosotros en la Cruz y nos acompañe en el Sagrario, a este Jesús, que nos ama hasta el extremo”.

Seminarista Castrense de Argentina, de segundo año, Julián Añasco, “Terminada la Cuaresma, el Señor a través del Evangelio nos sigue invitando no solo a perdonar sino también a perdonarnos, para que en esta Semana Santa lo podamos recibir con un corazón renovado, un corazón renovado. Porque Él, nos ama hasta el extremo”.  

 

1 comentario

  1. En esta semana santa, que se avecina, rezaremos especialmente por todos los seminaristas, especialmente, para que el Señor complete su Obra en cada uno de ellos. para que Amen hasta el extremo. Atilio, Julián, Nicolás, unidos en oración por Uds., por su SI.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *