Antártida Argentina | La obra y mano de Dios se ve para dónde se mire

Publicado el15 diciembre, 2020

Abre el seminario diocesano castrense

Necesitamos tu ayuda para el sostenimiento de los seminaristas

Antártida Argentina | La obra y mano de Dios se ve para dónde se mire, así le describía nuestro Capellán Castrense, Padre Santiago García del Hoyo a Mons. Olivera, en una suerte de síntesis del contemplar y descubrir aquella maravilla que se yergue en nuestro continente blanco y donde nuestros hombres y mujeres de las Fuerzas Armadas custodian la soberanía de nuestra Patria. Recordemos que el Padre García del Hoyo fue encomendado por nuestro Obispo Castrense de Argentina, Capellán Castrense, de la tripulación del ARA Alte. Irízar en su Campaña Antártica 2020/2021.

Tras zarpar del Apostadero Naval Buenos Aires, el rompehielos ARA Alte. Irízar, el viernes último (11 de diciembre), en su rumbó al sur, paso por el punto donde descansan los restos del ARA San Juan. Aquel, fue un momento de honores rendidos a la tripulación del submarino argentino, toda la dotación libre de tareas del ARA Alte. Irízar formaba en la cubierta del rompehielos.

Presidia la ceremonia, Comandante del Componente Naval del Comando Conjunto Antártico, Capitán de Navío Fabián Eduardo Ramallo, quien estuvo acompañado por el Comandante del Componente Terrestre, Coronel Adolfo Ernesto Humaran. Además, estaba el Comandante del rompehielos, Capitán de Navío Carlos Claudio Musso Soler y nuestro Capellán Castrense, Padre García del Hoyo quien rezó por nuestros hermanos fallecidos.

Tras diez días de navegación, ayer domingo 13 de diciembre, el ARA Alte. Irízar llegaba a la Base Carlini, ubicada en la Isla 25 de Mayo de la Antártida Argentina, es para nuestro país, la principal base científica con dotación permanente. Allí desembarcaron todos los científicos a bordo del rompehielos más 9 hombres de las Fuerzas Armadas, quienes fueron bendecidos y encomendados a la Santísima Virgen por el Padre Santiago quien, además, les obsequió un Rosario a cada uno.

Según nos narraba el Capellán, si bien en esta primera visita a la base no desembarcó en la Base Carlini, está programada una segunda visita del rompehielos, donde junto con el Ministro Extraordinario de la Sagrada Comunión, recorrerán la misma, visitará la Capilla y bendecirá la base. Mientras la vida, el trabajo y actividad en el rompehielos no se detiene jamás, nuestro Capellán también no detiene su misión pastoral, pudiendo brindar en representación de nuestro Obispo la asistencia espiritual a nuestros hermanos castrenses.

Mientras aquel horizonte dejó y muy atrás, cualquier vestigio de la costa continental americana, la navegación daba paso a un cielo abierto que se convertía y confundía con el propio mar. Pero luego contemplar la maravilla de nuestro suelo argentino, que surgía dando paso al ingreso de aquel continente blanco, así lo señalaba el Padre Santiago García del Hoyo, “los paisajes son increíbles, se ve la mano de Dios para dónde se mire, uno puede dejar de sorprenderse, ballenas por todos lados, de todos los tipos, lobos marinos, focas, y aves marinas que desafían los más bravos vientos australes”.

En su último mensaje a nuestro Obispo Diocesano Castrense, el Padre García del Hoyo le contaba que se encuentra desplegando un apostolado navideño, preparando este tiempo que nos queda rumbo al nacimiento del Señor. Al recibir noticias de nuestro Capellán desde la Antártida, nuestro Obispo nos decía, “es para mí una gran alegría percibir la felicidad y el entusiasmo que nos transmite el Padre Santiago, quien está haciendo sus primeros pasos como Capellán, así como también que pueda hacer tanto bien a nuestros hombres y mujeres que están al servicio de nuestra Patria brindando el testimonio de la fe”.

Noticias relacionadas

0 comentarios

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

¡Compartí esta noticia!

¡Enviásela a tus amig@s!